Blogger Template by Blogcrowds.

Regalos.

Recientemente han tenido lugar mi cumpleaños y mi santo. Se llevan ocho días de diferencia. Pocos. Las felicitaciones pasan rápido y después queda prácticamente todo el año para que llegue de nuevo "mi semana". Todo un año por vivir, descubrir, conocer, desentrañar, experimentar, amar, sentir y todas esas cosas que, unos más y otros menos, solemos hacer en nuestro día a día.

De los regalos de este año, destacaré uno que me ha gustado especialmente. Una pluma Parker. Por fuera tiene un lacado negro muy intenso y los adornos cromados, así como el plumín es de acero inoxidable. Muy bonita. Me daba pena ponerle el cartucho de tinta y usarla pero la atracción y las ganas de usarla y escribir mis primeras letras con una pluma pudieron más que el interés por conservarla impoluta. A las plumas, como es sábido, especialmente si no somos usuarios habituales, hay que cogerles el tranquillo. Al principio, no escribes ni jota. Nunca mejor dicho. Pero es cuestión de hacerlo con la inclinación que requiere y, al menos para mí, no resulta nada incómodo. Tampoco hay que apretar sobre el papel. Se desliza sola mientras dibuja trazos finos, delgados y decididos.

Ya tengo dos plumas. La otra es una Sheaffer, de acero por fuera, la parte del plumín lacada en negro y el propio plumín de oro, algo más pequeña que la Parker. Otra preciosidad que tiene unos treinta y cinco años y que, hasta donde yo sé, no ha sido utilizada nunca pues aun conserva las etiquetas y la garantía. No sirve para cartuchos, es de las que chupan la tinta desde un tintero. Era de mi abuelo materno y, quizá por todo ello, ni siquiera se me ha pasado por la cabeza darle uso.

Me gustaría aprender a escribir con pluma aunque, desde luego, no para usarla por sistema. Que para eso ya están los bolis BIC que admiten mordisqueos, caídas al suelo, espachurramientos de la carcasa, pérdidas de capuchones y demás desastres sin cuento.

Hoy me voy tan contento a la cama, no sin antes comentarles que si no escribí antes es porque, como ya saben, ando liado y con pocas ideas. Disculpen que no les visite con tanta asiduidad como antes. Seánme comprensivos que se lo devolveré con creces. Muchas gracias. Saludos para todos.

3 guarrindongos tienen algo que decir:

Tu recupérate primero y no te preocupes si puedes visitar o no.
A mí es que las plumas me gustan más bien de adorno,porque hoy en día hay boligrafos tan preciosos que no hace falta andar con ellas.Lo importante es lo que uno escribe y no tanto con lo que le hace,pero me alegra mucho de que ese regalo te haya gustado tanto, seguroq ue quien te la mregaló lo hizo con mucho cariño.Un abrazo y cúrate pronto para que estés al 100%, abrazos.

3 de julio de 2011, 19:15  

¿has dicho una Parker? Una maravilla Jota, sólo tienes que verme a mí, y eso que lo mío es un boli.
Son buenos de verdad. Se te acostumbrar a escribir con pluma, luego los bolis te gustan menos. Y me parece que ya van siendo horas de estrenar la de tu abuelo. Y puedes elegir el color de la tinta. (Me encanta cómo queda la tinta violeta en papel blanco- para nada cursi, ni te imaginas)
Disfrútalas, hasta es posible que notes que tienen vida propia, y escribirás cosas que nunca se te ocurrirían a tí sólo.
Ayer me acordé de tí. Pasé por Cartagena. Aunque no nos paramos, volveremos un día de esta semana a pasar el día enterito, visitando todo lo visitable que se nos ponga delante.

Un abrazo grande, y venga a practicar. Por cierto, si no te lo han dicho, la pluma estilográfica, no se presta JAMAS, ni para probar siquiera.

3 de julio de 2011, 22:27  

Hola Jota
Mira...lo primero es lo primero y si no puedes visitarnos pues no pasa nada, lo entendemos, al menos yo. Ahhhh pero eso síiiiii te lo cobraré caro, jajajaj.
Lo de la pluma es una pasada, me encanta escribir con ellas y como bien dices, se desliza y parece escribir ella sola. Sólo es cuestión de practicar como dice Parker.
Espero que todo te vaya muyyyyyyyyyyy bien y que pronto estés con todos nosotros al 100%.
Un beso cargado de inspiración

5 de julio de 2011, 1:53  

Entrada más reciente Entrada antigua Página principal