Blogger Template by Blogcrowds.

España.

No saben ustedes como me alegro ahora, pasados los meses, de no haber participado de la fiebre colectiva que se cernió sobre España cuando once tíos casi en calzoncillos ganaron un mundial de fútbol, homenajearon al amor besando a sus novias en pantalla que a la sazón estaban allí currando de reporteras -¡qué bonito!-, alzaron la copa y la pasearon por las calles de Madrid.

No celebré el mundial, ni puñetera gana que tenía de celebrar nada porque yo nunca celebro nada. Pero, y ahí vamos al nudo del asunto, como buen español que soy me olía lo que iba a pasar y por eso, para que luego la conciencia no me mortificara, no me dejé llevar por esas manifestaciones de júbilo, coge la bandera española o un trapo con los mismos colores, póntela de falda, pásatela por el culo, coge una trompeta del demonio, sácate la televisión a la terraza, da por culo al vecindario y métete en una fuente. Para escribir un tratado sobre la gilipollez humana.

El caso es que salgo a la calle, lo cual ocurre desgraciadamente todos los días, y vuelvo que ni dos paquetes de Tranquimazin pueden conmigo. Chorizos y mangantes por todas partes, gente quejándose de que está en paro acá y acullá, un Gobierno poniendo más difícil nuestras jubilaciones y suspendiendo todas las ayudas a las que podían agarrarse los parados o los que se acaban de comprar un piso por no hablar de la subida del IVA. Tramas Gürtel, Palma Arena en Baleares y la de los EREs de Andalucía, concejalas que se quejan de que los coches que contaminan son los Audis que usa el Gobierno y luego las pillan yéndose a la peluquería en coche oficial. O consejeros de transporte que no tienen ni pajolera idea de lo que es un Metrobús de 10 viajes. El país de los sueldazos para los diputados y políticos en general, donde se permite que éstos tengan dos, tres y hasta cuatro retribuciones, donde ellos mismos fijan sus sueldos mensuales y, sin necesidad de haber cotizado tanto como nosotros, tienen garantizada la pensión completa cuando se jubilen. Y lo de haber trabajado 38 años y medio les sonará a cirílico.

El país de las prohibiciones, que ni fumar de mentira en obras de teatro se puede ya y donde, al mismo tiempo, aparece un insurrecto diciendo que va a dejar fumar en su establecimiento y van y le cascan una multa de no recuerdo cuántos cientos de miles de euros. A este paso, para follar va a haber que hacer una derrama e instalar paneles solares en la azotea por si a alguien le gusta hacerlo por la noche con la luz encendida y no tire de energía nuclear.

Ricos que son cada vez más millonarios y bancos usureros que han hecho su agosto en esta crisis en parte gracias a las ayudas públicas que recibieron del Estado y que, por supuesto, no dejan que circule el dinero, no lo prestan, no dejan que salgamos de ésta. Pues que lo devuelvan porque ese dinero no era suyo. Que eso de que no hay dinero, ni se gasta, daría también para escribir un tratado. Sigo sin explicarme por qué las grandes superficies se abarrotan los fines de semana, por qué los hay que salen con más bolsas de las que pueden acarrear y por qué el número de coches que circulan por la vía pública no se reduce drásticamente tal y como está el precio de la gasolina. Será que hay más dinero del que se dice y, quién sabe, mucha economía sumergida. O que a la hora a la que yo suelo salir a la calle no caen billetes de 50 euros del cielo. El país que gana por goleada en la competición de personas y empresas que defraudan a Hacienda, que más cargos de confianza tiene en los cuadros altos de la Administración Pública en lugar de dejar que esos mismos cargos sean desempeñados por funcionarios de carrera, el país donde el nepotismo es marca de la casa y donde un investigador o profesor de Universidad no gana ni la cuarta parte de lo que gana un concejal del pueblo de mierda en el que vivo.

El país donde se puede ser Presidente del Gobierno sin saber hablar inglés ni por asomo pero que, para ser barrendero, te piden o saber catalán o recitar de carrerilla los orígenes prehistóricos de la Comunidad de Madrid, la suma de todos ¿? El país donde los ministros no saben hablar castellano -como para hacerlo en inglés-, donde se disfruta de una oposición farfullera, insultante, insolente y mal educada y donde no se requiere de enchufe sino de trifásico para acceder a cualquier puesto de trabajo que esté más o menos bien. El país donde el único mérito que se valora es el de Belén Esteban que se benefició a un torero, se quedó embarazada y ha tenido que sacar a su hija adelante sola. Ni Manuela Malasaña hacía cosas tan heroicas.

Un país podrido, idiota en sus cuatro puntos cardinales, que huele a cloaca, donde la indecencia campa por sus respetos y el derecho está del revés y viceversa. Un país donde nadie tiene nada que decir a pesar de la que está cayendo, donde todos estamos conformes con lo que ocurre, donde todos nos sentimos encantados de la vida con este estado de las cosas, donde si viniese un francés o un griego alucinaría en colores con nuestro sentido de la abnegación y donde solo se oye a las masas cada vez que once tíos casi en calzoncillos se ponen a darle patadas a un balón o que el plasta de Mou -el entrenador del Real Madrid- suelta alguna de sus insolencias. Que mira que es cansino.

Será que tiene que ser así. El caso es que es todo un alivio, créanme, no haberme visto dando brincos en una fuente el pasado mes de julio porque, de lo contrario, ahora no me perdonaría a mí mismo no salir a la calle a liarla parda. Como en Francia. O como en Grecia. A liarla. A que se consiga nada o poco, sí, pero a que se me oiga. A que no se piensen que somos imbéciles. Mi conciencia, pues, está tranquila.

15 guarrindongos tienen algo que decir:

No entiendo muy bien xq la tomas con la seleccion cuando solo es un deporte y poco q ver tienen ellos en como este gobierno incompetente lleva al pais a un suicidio colectivo.

Hoy precisamente han llegado mis padres cada uno contando una cosa del ayuntamiento d mi pueblo.. para mear y no exar gota dixo vulgarmente.

Mi madre trabaja en un farmacia y resulta q el ayuntamiento lleva 7 años sin pagarle y cargando recetas a diario. El jefe estaba hablando con una del ayuntamiento diciendole que ya era hora d q pagaran q no era un mes ni dos, q la deuda venia d 7 años atras.

Mi padre x su parte venia diciendo q el encargado d pintores intentaba comprar pinturas, espatulas y demás (d parte dl ayuntamiento) y q se tuvo q llegar a todas las ferreterias y tiendas d pintura para encontrar la misma respuesta: sin efectivo no ai material, q ya sabemos como va el ayuntamiento.

En fin, cuesta abajo y sin fresno si. En mi pueblo lleva gobernando el psoe desde ac 4 elecciones, osea, 16 años, tal vez 20. Tengo 22 asi q fijate.. no e visto otra cosa.

Pero no me sorprende... cuando escuxas cosas como: yo votare al del dibujito de la flor, yo voto al q vote mi madre... y eso, el que vota.

un bso

11 de marzo de 2011, 3:10  

JOTA,eso que comentas lo sabíamos todos y que iba a explotar la bola.No es cuestión de celebraciones de fútbol.Sabes que a mucha gente se le tapa la boca con cuatro partidos y culebrones.pero yo por ahí no paso.Esto se veía venir desde hace años y por eso me he estado preparando.
Así de fácil y sencillo.¿La crisis?Que comiencen ellos a quitarse las pagas que reciben y se queden con un sólo sueldo al més pero recortado.
Coches oficiales,normalitos y justitos.Cargos intermedios que no hacen más que chupar del bote¡¡A la calle!Y no sigo más porque me revuelvo.
Besazos rey.

11 de marzo de 2011, 7:33  

Queda dicho y muy bien dicho, no pienso añadir ni un punto y coma al escrito.
Totalmente de acuerdo, no te has olvidado de nada.
Lo del metrobus me pareció muy fuerte.
Que panda de golfos.
Besosssssssss

11 de marzo de 2011, 7:41  

NIEVES.

No me he debido explicar bien pero yo no la tomo con la Selección, la tomo con la gente que se mete en fuentes y sale a la calle cuando se gana un mundial y que, sin embargo, cuando se trata de pelear por su vida, por su futuro, por su trabajo, por sus pensiones, etc., no hace nada. Se queda como si le pareciese bien todo lo que el Gobierno hace y dice. Y no hablo solo del Gobierno de la Nación, sino del regional de Madrid o del local del sitio donde vivo, que son de diferente color.
Eso sí, todos se quejan y patalean pero no salimos a la calle a liarla parda. Así nos va.
Besos.

11 de marzo de 2011, 14:37  

MORGANA.

Yo creo que la bola no ha explotado, todos estamos muy conformes y nadie dice nada. Si hubiese explotado, estaríamos matándonos los unos a los otros por encontrar un trabajo y un sueldo.
Besos¡¡

11 de marzo de 2011, 14:38  

NEFERTITI.

Sí y encima con toda su chulería le restriega al otro diputado que el Metrobús no existe. Y, lo que es peor, los de su bancada arrancan a aplaudirle, supongo, por lo brillante de su discurso y porque verdaderamente para ninguno debe existir el Metrobús.
Claro, yendo en coche oficial a la pelu..., así cualquiera desconoce el Metrobús, jaja.
Besos¡¡

11 de marzo de 2011, 14:39  

Pues Jota, has hablado que ni en el Parlamento, tienes toda la razón del mundo y no se puede añadir nada más. Sólo que ahora y en épocas de crisis hay más ricos que antes y eso huele fatal. Los pobres son más pobres que antes, los de clase media se están apretando el cinturón cada vez más y los ricos cada día más adinerados. Por qué será eso?

Un beso

11 de marzo de 2011, 19:19  

Gracias ,ya sabes por qué.
Besos.

11 de marzo de 2011, 22:13  

Totalmente de acuerdo contigo, no tenemos narices a salir a la calle en plan árabe.... Vamos que lo de la broma de bombardearos a tí y a la Nefer quieres que sea verdad, jajaja.

Aún así no me cambiaría de país. Un abrazo.

11 de marzo de 2011, 22:52  

PRINCESA.

Sí, sí que huele mal. Yo de verdad que no entiende que haya tanta gente en el paro como se dice y siga habiendo los mismos atascos, el mismo movimiento de coches y gente dispuesta a pagar el precio de la gasolina y del gasoil. Yo he dejado el coche precisamente por eso, porque no estoy dispuesto a gastarme 70 euros cada cuatro o cinco días, lo siento, que le den al coche y a la gasolina, lo ahorro para mi futuro proyecto que ya os contaré, jejeje.
Besos¡¡

11 de marzo de 2011, 23:09  

MORGANA.

De nada, mujer, es un placer. Un beso fuerte¡

11 de marzo de 2011, 23:10  

DAVID.

Ni tenemos las narices de salir, ni puñetera gana que tenemos de salir. Que lo haga Rita la cantaora. Eso sí, si ahora hubiese un partido de La Roja las calles estarían llenas...

Yo tampoco me cambiaré de país pero eso no quita para reconocer que una limpieza a fondo no le vendría nada mal a España.

Abrazos.

11 de marzo de 2011, 23:11  

Esto sí que es pasar lista. No se te quedado atrás nada.
Cada día veo cosas que me hacen desear que se pudiera utilizar una goma de borrar. Venga todo fuera y a empezar de nuevo como en Finlandia. El que no pueda vivir con lo que gana (hablo de politicos) que se dediquen a otra cosa, y que dejen el sitio a gente con ideas, a quien le importe su pueblo y que no se el más listo haciendo pasar por tontos a los que no queremos vivir mejor a costa de otros.
Y tampoco participo en los festejos futboleros.
Por tantas cosas como tu describes divinamente a mí me gusta el carnaval. Ahí no hay engaño. Todos vamos disfrazados con idea de divertirnos.

Jota, ¡Chapeau!

Y si te decides a salir a liarla, avísame que yo acompaño, y si hace falta llevo los bocatas, que sin ser Manuela Malasaña, puedo protestar bien alto

Un abrazo

12 de marzo de 2011, 0:00  

No se que tiene que ver el dar brincos porque gane la selección con lo podrido que está el gobierno,¡eso es confundir la velocidad con el tocino¡
Lo de los idiomas nos lo han metido en la cabeza,que si Bolonia, que si Europa,pero creo que a los políticos maldita la falta que les hace, que para eso tienen a los interpretes¡
Porque vete tu a Alemania,Suecia o donde sea, a ver si alguien te habla en español.
Elq ue lo hace lo hará d epuro vicio y no porque le hayan obligado a estudiarlo,pero las cosas estana sí y esto es lo que hay¡

13 de marzo de 2011, 13:24  

Yo si te entiendo porque opino igual. Todos unidos para saltar y brincar por la selección nacional (tampoco tengo nada contra ella) pero con la que está cayendo y nadie se une para salir y gritar BASTA, los políticos que cobren un sueldo normal, sería la única forma de que solo se metieran los que de verdad quisieran ayudar al pueblo. Lo de la Botella en la pelu con dos coches y cuatro guardaespaldas, te juro que me dejó mala, y el otro que dijo que no existía el metrobus, esto es un país de chorizos, y de verdad que no sigo, porque me dan arcadas.
Eso sí, me encanta como escribes, ya vez que me lo he leído todo. Un besote fuerte.

16 de marzo de 2011, 20:30  

Entrada más reciente Entrada antigua Página principal